SANACIÓN CUÁNTICA. EL MÉTODO DE LOS DOS PUNTOS

Sanación Cuántica. El método de los dos puntos

Este método está basado en un principio que describe la física cuántica como “principio de entrelazamiento” que los científicos descubrieron y confirmaron mediante el siguiente experimento:

Dividieron en dos una partícula de luz, o sea, un fotón, y trasladaron cada mitad a un lugar distinto, muy alejados uno de otro. Cuando dotaron a una de las partículas de cierta información, esa misma información aparecía instantáneamente en la otra.

Era una observación revolucionaria, porque de acuerdo con la teoría de la relatividad de Einstein, nada es más rápido que la luz, pero no se observaba ninguna diferencia de tiempo apreciable entre la alteración de una partícula y la otra.

Este es precisamente el tipo de transmisión de información que se produce en el método de los dos puntos o de la sanación cuántica. Tocamos una parte del cuerpo que está “alterada” y al mismo tiempo tocamos otra parte que se halla “en orden” y al instante se pone en marcha el proceso de entrelazamiento. Ambos puntos se sincronizan y se restablece el orden.

Pero este es únicamente un aspecto, interesante y práctico eso sí, de la sanación cuántica.

La conciencia fuente como pilar

Es preciso puntualizar que con el método de los dos puntos no basta para la manifestación de la sanación cuántica. Puesto que si esto bastase, siempre obtendríamos la sanación tocando simplemente dos puntos del cuerpo, es decir, accediendo al entrelazamiento cuántico o sincronización de ambos puntos. La base de la Sanación Cuántica es otra. Se trata de la Conciencia Fuente.
La Sanación Cuántica opera con energía, al igual que la mayoría de los otros métodos curativos energéticos. La gran diferencia es que no se transmite energía, sino únicamente un impulso que pone en marcha las fuerzas autocurativas.

Los científicos llevan investigando mucho tiempo sobre lo que es llamado “vacío”, es decir, el espacio que no contiene nada. El universo, por ejemplo, está formado en su mayor parte de “nada”. Pero a pesar de las apariencias, contiene oxígeno, que nos mantiene con vida, y está repleto de ondas radioeléctricas, etc., … así que la nada podríamos decir que sí es algo. Y podríamos extendernos en decir que la nada es lo más maravilloso que existe.

Esta nada es el campo que lo une todo. Max Planck, el padre de la física cuántica, ya la identificó en 1944, dándole el nombre de “matrix”. Este campo es el mayor tesoro y al mismo tiempo el mayor enigma que existe, del que hasta ahora sólo se ha estudiado una parte muy pequeña. Los usuarios de la sanación cuántica hablan de la “conciencia pura” pues este campo electromagnético relaciona todas las cosas entre sí. Este hecho es el motivo por ejemplo, de que una persona en la que hayamos estado pensando intensamente hace un momento, nos llame de pronto por teléfono: nos hemos comunicado a través del campo. Nuestro pensamiento emite una onda y la otra persona entra en resonancia. Según Siranus Sven Von Staden (autor de libros de sanación cuántica), este campo o conciencia fuente es el manantial del que la sanación cuántica extrae la energía.

Helena BS

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s